#NuevaRealidad ( Verde.)

Identificamos el color verde y sus múltiples tonalidades porque nuestros ojos captan longitudes de onda de entre 496 y 570 nm.

Transmite calma y está asociado de forma directa a la naturaleza. Si lo piensas, es la naturaleza la que más paz proporciona al ser humano.

Con esa intención, estas imágenes .

Petroselinum crispum

Hedera

Eugenia myrtifolia

Laurus nobilis.

#NuevaRealidad ( La gota de agua.)

suculentas0

Esta es una planta del tipo “suculenta” o “crasa” (del latín suculentus, ‘muy jugoso’).

¿A qué es bonita, tan verde y tan compacta y tan…jugosa?

suculentas

Esta sensación la da el engrosamiento de tallos y hojas que tiene como objetivo almacenar el agua que reciben. El cactus del oeste es la máxima expresión de eso. Esta engrosamiento es un fenómeno de adaptación de la planta para sobrevivir en situaciones de escasez de agua.

O sea, es suculenta y previsora.

suculentas2

Cuando hago las fotos, veo que algo brilla… Veo preciosas gotas de la lluvia matinal, apresadas entre sus hojas. Y, allí dónde pueden, las gotas se expresan en su formato ideal: la esfera.

Las gotas de agua , las lágrimas son esféricas. Por lo menos cuando el “sistema” está en equilibrio de fuerzas (tensión superficial). En situación de equilibrio, el sistema minimiza al máximo el consumo de energía . La forma que proporciona mayor volumen de contenido en la menor superficie posible es una esfera…Una forma que se repite en la Naturaleza.

gota

Es cuando actúan fuerzas externas ( gravedad, presión del aire) cuando la gota de lluvia, la lágrima,  pierde su condición de “gota ideal” y se deforma, alargándose…

Me maravilla esta gota de agua … una esfera perfecta.

Es la gota ideal.

gotaideal

He encontrado una gota ideal en una planta suculenta…

#NuevaRealidad ( Flores y luz.)

Visito a un ser querido, a una persona amada. Está sentada, delante de la terracita que hemos inundado de plantas. La vista la serena: luz, muchos geranios y la cruz de una iglesia que se ve en la lejanía…

Photo by Juli Kosolapova on Unsplash

Recuerdo , por ella y en su nombre ahora que ya no puede recordar, cómo decoramos aquel piso. Con ilusión y premura, escogimos telas y muebles. Cuadros, jarrones y espejos. Quedó un espacio muy bonito .Siempre he sentido un cierto orgullo personal y vanidoso porque , aunque adaptándome totalmente al gusto de los que la iban a habitar , me dejaron hacer… Ha mantenido un equilibrio atemporal hasta que la estética ha perdido protagonismo .  

Ya no hay paseos por la calle. O muy, muy pocos. La mascarilla la desconcierta. Ya no le explicamos lo del #Covid . Cada día, recibía la noticia como si fuera la primera vez. Ahora, cuando pregunta, le hablamos de una gripe muy contagiosa. Con eso vale.

En estos tiempos pandémicos, lo hemos cambiado todo para que tenga su espacio seguro y confortable. Hemos apartado las mesas, hemos desplazado el sofá, hemos quitado puertas, hemos movido objetos… Un pequeño oasis en el que ya no es importante aquel sofá , tapizado de color ocre, con una tela que ella escogió personalmente .Ahora, prima el butacón cómodo y motorizado, delante del balcón.El espacio es diáfano para cuando hay que utilizar la silla de ruedas o la grúa.Todo está orientado a las flores, a las plantas,  al sol, a la luz.

Photo by Dragana Rapo on Unsplash

Nada es ya como fue, aunque ahora , es lo que tiene que ser.

Sentada a su lado, a un metro y medio de distancia y con la mascarilla que no acaba de entender, a mí también me confortan las flores y el sol que inunda el salón…

#NuevaRealidad (Fin de ciclo.)

Compré una albahaca en mayo, en plena Fase 1 y con el miedo en el cuerpo…

Creció ,a medida que nosotros íbamos saliendo a la calle , y la cambié de maceta . Esa maceta ya la compré con menos miedo y en el momento en que las Fases se sucedían tan rápido que todos estábamos confusos.

Ha florecido cuatro veces y cuatro veces, le he podado las flores. Y, como sigue luchando por cumplir su ciclo, ha florecido por quinta vez, ya con menos fuerza y con el frío de la noche haciendo de las suyas…

Me ayudó en el confinamiento. Se hizo protagonista y me distrajo en momentos de desazón : además de riego y poda, fue protagonista del blog y las fotos. Hice aceite y le saqué esquejes.

Esta vez, la dejo acabar el ciclo.

No la sacaré de la maceta. La seguiré cuidando. Que esparza semillas y , si pueden, nazcan nuevas plantas.O no. El tiempo lo dirá.

Y, mientras tanto, espero que nosotros también vayamos cerrando ciclos…

#NuevaRealidad ( resistiendo.)

La albahaca resiste a un nivel impensable. Después del abandono de las vacaciones y un riego descuidado parecía que ya no iba a prosperar, pero…no. Las lluvias de los últimos días le han sentado fenomenal y , ahí sigue, en crecimiento aéreo superior y floreciendo de nuevo…Así que he vuelto a sacar las flores y he eliminado las hojas amarillas . Vuelve a estar en el inicio del ciclo.

Esta albahaca fue mi compañera de confinamiento y ahora, es compañera pandémica. Ha estado en todo el proceso y es como una metáfora en versión fragante de nuestra situación : resistiendo.

#NuevaRealidad ( ya no es común.)

Hice unas fotos a una mariposa pequeñita de color azul.

Es la Polyommatus icarus una mariposa que antes estaba en la clasificación de “común” y ahora, ha dejado de estarlo porque cada vez hay menos…

El reverso es pardo, salpicado de puntos negros rodeados de blanco y franjas anaranjadas en el borde de ambas alas.

Actualmente es una especie amenazada porque hemos ido destruyendo sus hábitats y se está produciendo una alarmante disminución de su población.

Hemos conseguido casi eliminarlas.  Miradla bien , por si ya no las vemos más.

Somos su virus…

 

 

#NuevaRealidad ( Atraer la fortuna.)

Para compensar mi estado de ánimo por el estado de la albahaca, he incorporado un olivo a mi familia de plantas.

Este arbolito, de apenas 30 cm, puede llegar a medir 15 metros de altura y vivir cientos de años. Si lo cuido bien, puede sobrevivirnos a todos. Verá pasar el tiempo, las pandemias y la vida y el seguirá creciendo…

La rama de olivo es el símbolo universal de la paz y según la técnica feng shui, será portador de cosas buenas y afortunadas.

Y, eso, lo necesitamos más que nunca.

 

 

#NuevaRealidad ( sigo con la albahaca.)

Desde finales de mayo, tengo una planta de albahaca que ha ido creciendo mientras yo estaba confinada. Encontraréis muchas webs con información de sus propiedades y beneficios, pero en este post, le quiero dar el matiz de terapéutica.

Te obliga a un cuidado diario con el riego. Es un espacio muy cortito en el tiempo, pero, es suficiente para desconectar y conectar con la planta. Ella va desprendiendo una molécula aromática denominada eugenol, un componente volátil con olor floral con toque mentolado y que forma parte de muchos de los perfumes que hay en el mercado. No hay que descartar que esa química natural, tenga parte de culpa…

Puedes interactuar con su evolución y da mucho juego : tienes que podar flores, puedes hacer aceite con las flores, puedes utilizar las hojas para que tus sofritos tengan ese toque italiano , puedes secarla para aromatizar e incluso, puedes robarle ramas para tener nuevas plantas.

En la última poda , arranqué una de las ramas laterales y, siguiendo las instrucciones del experto en albahaca, la tuve en un recipiente transparente, con agua y a la luz del sol.

En una semana, la rama generó unas raíces que permiten trasplantarla y convertirla en otra planta.

Os presento a la nueva albahaca de la familia.

NB : Os recomiendo tener un par de plantitas preparadas por si nos vuelven a confinar… La albahaca te hace de coach

#NuevaRealidad (flores por tercera vez.)

La albahaca ha vuelto a florecer tras la segunda poda y yo , he vuelto a desposeerla de las flores.

La riego diariamente y, en ese momento,  el aroma se intensifica y me hace sentir una sensación de calma.

La palabra albahaca o albaca proviene del árabe al-habaqa, donde ‘al’ es ‘el ó la’ en nuestro idioma y habaqa es el nombre que daban los árabes a las plantas aromáticas usadas en la cocina. Habaqah viene de veheca que significa ‘penetrar el cerebro con suave olor’.

Hay días en los que pienso que habrá pasado, al día siguiente, cuando vuelva a regarla. ¿Buena noticias? ¿Problemas a la vista? ¿Todo solucionado? ¿Inquietud? ¿Alivio? ¿Alegría?

Las circunstancias cambian, pero la albahaca sigue creciendo, sigue floreciendo y me regala ese instante reflexivo mientras la riego.

Solo hay una cosa que puede romper la magia del momento y es olvidar el repelente de insectos. Entonces, los mosquitos se lanzan a por mí en un ataque masivo… Y así, no hay calma que valga…

NB : Dicen que la albahaca es un insecticida natural pero a estos mosquitos no les causa ninguna reacción.Yo creo que este verano han mutado y se han hecho más fuertes .