Si hoy es tu cumpleaños y…

Ordenando unos cajones, he encontrado una caja de cintas de radiocassette. Unas originales de Joan Manel Serrat y Luis Eduardo Aute y otras grabadas en cinta virgen… Recuerdo el afán de grabar de la radio sin interrupciones publicitarias o la voz de locutor anunciando el título de la siguiente. ¡Qué rabia daba eso!..

Eran tiempos en los que llevaba mis cintas , grabadas de la radio, en el coche. Muchas y desordenadas. Nuestras cámaras de fotos funcionaban con carretes… ¿Recordáis la ilusión al abrir el sobre con las fotos en papel? Aquello de preguntar ¿Han salido las 36?. El teléfono estaba en un lugar fijo de la casa . La tele era gordota y había 2 canales. Un miembro de la familia era el que se levantaba a cambiar de canal , manualmente. Las latas de refrescos nos parecían “exóticas”. Se fumaba en todos los lados ( hospitales, escuelas, universidades,  cines…). Nos poníamos hombreras con velcro. El casco, por ciudad, no era obligatorio. Había chiringuitos y bares de copas en primera línea de mar. NO había tanta mole de apartamentos en primera línea de mar. En verano, una avioneta de Nivea, surcaba los cielos y tiraba pelotas azules a la playa. Conocimos a Michael Jackson en su versión afroamericana ( la mejor) y pensábamos que llegar hasta aquí era…muy lejos.

Ya estamos aquí.

Cada uno evaluará si se está mejor o peor pero, estando aquí después de recorrer el camino, lo que seguro que tenemos es una buena provisión de recuerdos en nuestro almacén interno.

Busquemos los buenos , escuchemos esa canción de aquellos tiempos y disfrutemos del espectáculo.

¡Feliz Cumpleaños!

 

N. B : Esto es una autofelicitación… ; – )

 

 

Romance.

Photo by AbsolutVision on Unsplash

Ya sé que pensaréis que padezco algún tipo de obsesión. Sin conocerme, igual me tildáis de maniática, o neurótica, o esas otras etiquetas que utilizáis cuando algo no se ajusta a los parámetros normales. Pero a mí me da igual. Siempre he creído que nadie puede medir la normalidad. ¿Cómo van a hacerlo si todos somos diferentes?…

Mi diferencia, lo que me aparta de ese patrón de los seres humanos normales, es algo que no hace daño a nadie. Ni siquiera a mí misma. Al contrario, me reconforta. No entiendo por qué mi cuñada me mira de esa forma tan extraña cuando me apresuró a ubicar la pila de revistas de decoración, en el lugar exacto de la mesita de centro. ¡Me encanta la decoración!

Colecciono todas las publicaciones sobre el tema y me encanta dejar unos ejemplares con lo que más me ha llamado la atención en mi preciosa mesa de centro (es un antiguo telar restaurado). Mis cosas, deben estar situadas en las coordenadas exactas. En los lugares correctos. Soy yo la que determina cual es la posición de las revistas, los platitos incas, el jarrón japonés, las velas aromáticas, el mando de la televisión… Mis libros están ordenados por orden alfabético del autor y con un suborden por tamaño del ejemplar para no desequilibrar la armonía de la estantería… Mis víveres están clasificados por tipo y fecha de caducidad y todas las latas y envases deben situarse con las etiquetas en la zona frontal.

Todos los objetos están en dónde deben estar en La República Independiente de Mi Casa. Y cómo bien dicen los señores de IKEA, mi casa es m-i   c-a-s-a y si quiero tener el cajón de la lencería ordenado por tonos cromáticos y ocasiones de uso (para diario, para sexo, para la regla, para ir ceñida, para el gimnasio…), lo tengo. Y punto. ¿Qué más da? Así que cuando llega mi cuñada, de exuberantes piernas rematadas por tacones que joroban mi preciosa tarima y se sienta en mi sofá, no sin antes lanzar los cojines (que le molestan) aquí y allá, debo contar hasta diez para no volver a colocarlos en su sitio. Cuando se pone a manosear mis revistas que deja por encima de la mesa, encima de los platitos incas, me sumo en un estado zen para no lanzarme sobre ellas (las revistas) y volverlas a apilar en la esquina derecha del cuadrante inferior… Nunca consigo que esas técnicas de relajación surjan efecto y acabo marcando de cerca a mi cuñada, reubicando todos los elementos y sintiendo su mirada de “estás como una cabra” en mi nuca.

Y este extraño día que estoy pasando, me hace pensar que mi cuñada puede estar en lo cierto. He perdido la chaveta en algún lugar del camino…

Todo ha empezado esta mañana. He abierto el cajón de la cubertería para coger la cuchara de dimensiones perfectas para mi cappuccino, cuando he observado que había un tenedor en el compartimento de los cuchillos. ¿Qué hacía un t-e-n-e-d-o-r en el lugar de los c-u-ch-i-ll-o-s.? Es más, ¿Qué hacía un cubierto mal puesto en un cajón de mi cocina? Inmediatamente, he alargado la mano para coger el tenedor y ponerlo en el lugar correcto. He notado un leve tirón y una cierta resistencia por parte del tenedor, así que me lo he puesto a la altura de los ojos y lo he observado con atención. Lo he agitado en el aire y he comprobado que todo era normal. Cuando lo he dejado en el cajón, me ha parecido que el cuchillo se había desplazado hacia la derecha, así que también lo he colocado bien. Al cerrar el cajón, he oído unos sollozos tristes y desesperados. He mirado hacia el televisor, que creía que estaba apagado. Y lo estaba. Los sollozos se habían convertido en un llanto desgarrado y provenían del cajón. Parecía increíble, pero…abrí el cajón y el llanto cesó de repente.  El tenedor había avanzado posiciones y ya estaba con las cucharas. El cuchillo se había desplazado hacia el extremo del compartimento. ¡Qué raro! pensé en ese momento. Me habré equivocado al ponerlo antes– me dije mientras volvía a poner el tenedor rebelde con los otros tenedores…

Estaba dejando mi taza, perfectamente limpia, en la estantería de las tazas de por la mañana, sección colores fríos (me había decantado por la azul), cuando escuché unos quejidos entrecortados… y el llanto, de nuevo.

Abrí el cajón y se hizo el silencio. El maldito tenedor, había quedado perpendicular al hueco de las cucharas y los otros tenedores. Me enfurecí. El tenedor, por lo que fuera, se rebelaba al orden preestablecido. Me prometí concederle una última oportunidad –dijo el maestro Zen– y lo coloqué con una fuerza superior a la que era necesaria, en el puto compartimento de los putos tenedores. Y cerré el cajón con delicadeza, para evitar posibles desplazamientos no deseados.

Y venga el lloro… He pasado el día intentando olvidar el episodio del tenedor. He ido a comprar al mercado del barrio y cuando he llegado a casa, me he visto obligada a entrar en la cocina. Tenía que colocar los productos frescos en las repisas del refrigerador correspondientes (las había etiquetado con mi Dymo) y no podía romper la cadena de frío. Me he sentido aliviada al comprobar que sólo se oía el zumbido de la nevera. He organizado mi compra y he necesitado un cuchillo para cortar la malla de las naranjas. Cuando he abierto el cajón: ¡El tenedor con los cuchillos!

Si en algún momento se me había pasado por la cabeza que había algo raro en el cajón de mi cubertería, ahora se veía confirmado.

El tenedor se movía-autónomamente- por el cajón.

Pero lo que más me impactó de este descubrimiento, no es que se moviera… No. Lo más importante era que rompía mi estructura del orden de mi casa (“casa” incluye el cajón de la cubertería). Para comprobar mi teoría de que el tenedor tenía vida propia, lo cogí, le dije “Ahora verás” y lo puse en su sitio. Fue cerrar el cajón y oír los sollozos. Abrí el cajón y cogí, de nuevo, el tenedor insumiso, lo miré con asco y lo tiré al cubo de la basura. Alguien lloraba, cada vez con más fuerza, en mi cocina. Tenía que acabar con él. Bajé la bolsa de basura y la tiré al container. Satisfecha con mi acción de pura venganza hacia el tenedor, entré en la cocina. Ya no era un lloro, eran alaridos desgarradores…

No entendía nada. ¿No había exterminado al tenedor? Abrí el cajón y…tengo que ir más rápido. No me quedan fuerzas y el tiempo se acaba, por lo menos para mí.  Me he extendido demasiado explicando cómo he llegado hasta aquí y por qué tengo un cuchillo viviente (que no para de llorar desconsoladamente) clavado en mi pecho.

Ha sido un crimen pasional. El cuchillo y el tenedor se amaban locamente y no podían soportar estar separados. El exilio forzoso al que condené al tenedor despertó al monstruo interior del cuchillo, que se abalanzó sobre mí y se ha quedado insertado en el centro de mi corazón. Mi final está siendo mucho más terrible ya que el cuchillo solloza, grita y llora por su tenedor perdido.

El llorón era el cuchillo…

Noto que esto ya se acaba… Por lo menos, dejaré de oír a este cuchillo quejica…

Yo lo único que quiero, en estos segundos de lucidez, es dejar clara mi última voluntad.

Que este cuchillo sea entregado, como herencia, a mi cuñada.

Gracias.

Photo by Stoica Ionela on Unsplash

 

NB : Este es uno de los “Objetos Sencillos que tienes en casa”...

 

 

Tres preguntas para mentes ingeniosas…

Os planteo tres preguntas. Tipo reto de ingenio …

Ya os avanzo, que yo no he acertado ni una de ellas.

 

preguntas

 

 

1)      Cálculo Mental

Este cálculo debe ser realizado mentalmente y rápidamente, sin calculadora, ni papel ni lápiz.

Tienes 1000, súmale 40. Súmale 1000 más.

Súmale 30 y súmale 1000 más.

Súmale 20. Súmale 1000 y añádele 10.

¿Cuál es el total?

 

2)      Agudeza Lectora

El padre de Renata tiene 5 hijas

Chacha

Cheche

Chichi

????

Chuchu

¿Cómo se llama la que falta?

 

3)      Agilidad Mental

Estás participando en una carrera.

Adelantas al segundo.

¿En qué posición terminas?

rrespuestas

1)      5000…5000? NO

¡La respuesta correcta es 4100!

Y he aquí mi torpeza, que lo he hecho tres veces y nada…

Lo peor es cuando lo he intentado, de nuevo, sabiendo la respuesta…Ni así.

 

2)      La que falta es la propia Renata.

Y sí, he pensado Chocho ( Chichi ya me ha sonado mal… ) y me he dicho : esa es la gracia. Vaya.

Pero la respuesta correcta es Renata. R-e-n-a-t-a!

¿Cómo se me ha podido pasar eso por alto? ; – )

 

3)      Quedas segundo!  Tampoco hace falta explicarlo mucho.

Yo he pensado : gano la carrera! Campeona, oe, oe, oeeeeee!!! ; – )

 

Mi ingenio está bajo mínimos…

El Dios del Bombo.

Hemos encontrado este extraño símbolo junto con la documentación que describe todo lo referente al Dios del Bombo. Tras analizar la información, procederemos a informar exhaustivamente a la opinión pública sobre estos últimos hallazgos.

De momento, podemos afirmar que el hombre del siglo XXI de la zona llamada España, se sumía en un extraño estado de euforía , justamente el  22 de Diciembre. Ese día los seres humanos españoles invocaban al Dios del Bombo.

El ritual , en nuestras primeras aproximaciones, no parece demasiado complejo: El Dios se expandía en forma rectangular y en materia de celulosa. Los hombres y mujeres del siglo XXI adquirían esos rectangulos de papel en el que había inscrito un número.

Hemos descubierto que había más de 85.000 circulando.Además del número que consideraban propio, se producían intercambios de otros números en los ámbitos familiares y sociales. Así, cada ser humano podía llegar a tener una media de cinco números distintos del Dios del Bombo en su poder.

Era obligatorio que, durante toda la jornada, en cualquier lugar en el que se estuviera, se oyera la cantinela de un grupo de niños denominados “Cantores de San Ildefonso”. No sabemos si era un mantra de ayuda o una forma de venerar al Dios del Bombo.

Los Cantores se iban acercando al Bombo (el Dios) y tomaban unos números que configuraban otro mayor. Y, en los momentos de la jornada que la Divinidad se sentía generosa, parece ser que se producía un gran revuelo , con la consiguiente excitación,  y se cantaba el Premio Gordo. Esta sería la definición de los dones y gracias que repartía el llamado Dios del Bombo.

En los lugares en los que había caido el Premio Gordo, se agitaban botellas de vino espumoso de nombre cava, como parte del rito y se contestaba , a modo de oración: –“Para tapar agujeros”- cuando se les requería información del tal Gordo.

En los lugares en los que el Dios del Bombo no repartía su gracia, se honraba a la Diosa “Salud” considerándola más importante ,incluso,  que el propio Dios del Bombo.

No hay explicación científica posible para que, ante una probabilidad de 1/85.000, la población viviera el Día del Dios del Bombo con esa expectativa e ilusión pero… debemos recordar que era una sociedad que creía que pisar una mierda de perro traía suerte…

No disponemos de más información fiable que aportar a este análisis hasta que podamos analizar los antiguos blogs, los vídeos  y el resto de material . La dificultad de traducir estos engorrosos , lentos y anticuados formatos nos demoraran en la presentación del Informe Final.

Yur Sefordit

Investigador de la Comisión de Estudio del Siglo XXI.

New City, 21 de Diciembre de 3.315.

NB : ¡Suerte!

Mafalda, Charlie Brown y Miki & Duarte.

Unas dosis de Mafalda & Cia.

Los que tienen claro lo de Mafalda son  Miki & Duarte.

Otro clásico , Charlie Brown.

Y, acabamos con otra joyita de Miki & Duarte, de plena actualidad. ; – )

 

Los Hacedores de Dificultad.

Tiempo de lectura : 3 minutos.

El mensaje era muy breve y se autodestruyó a los pocos segundos : Aislar a los Hacedores De Dificultad”.

Mi departamento es el que se ocupa de “lo fácil” y de “lo difícil”. Además de los patrones estadísticos de las vidas difíciles y fáciles que hay en el planeta, también controlamos a los Hacedores. Nos ocupamos de los Hacedores D (Dificultad) y los Hacedores F ( Facilidad). Los Hacedores de Facilidad, no nos dan ningún problema. Suelen ser personas muy flexibles , que saben negociar y que tienen como objetivo poner las cosas fáciles a los demás. Los neutros ( que ni fácil, ni difícil) suelen ser muy resignados y silenciosos. Los Hacedores de Dificultad son los problemáticos.

Estos sujetos son capaces de hacer difícil, la cosa más fácil del mundo. Según su nivel y capa de intervención, los que van creando dificultades a su paso, son más o menos peligrosos. Hay niveles muy superficiales como, por ejemplo, el que va poniendo pegas a todos los lugares que decide el grupo de amigos para ir a tomar una copa pero también está él que con sus continuos obstáculos se carga una relación familiar. Viene a ser lo de hacer una “montaña de un grano de arena”. Según dónde esté ese grano, la cosa puede ser dramática…Ya no te digo si se ocupan del gobierno del mundo…

Hacía tiempo que estaba oyendo todo tipo de rumores: “Van a cargárselos a todos. Hay demasiados”,”“Están buscando a todos los Hacedores D, de todos los niveles y los van a enviar a una isla desierta para que , juntos, se dificulten la vida unos a otros” cotilleos y habladurías… Nosotros no habíamos recibido ninguna orden formal de la cúpula hasta… hace una semana.

Han sido unos días de locura pero ya lo hemos hecho.

No nos ha costado nada identificar a los Hacedores de Dificultad. Los más leves, han sido liberados pero los de niveles profundos, han sido interceptados. Todos. Para detectarlos, sólo hemos entablado un diálogo y hemos introducido una propuesta “fácil” a consensuar .Cuando el sujeto D, complicaba el argumento y daba vueltas en círculo, ¡zasca!, los cazábamos con nuestro Caza-Dificultosos especial.

dificultosos

Están todos en una isla de difícil acceso y con una geografía también, muy difícil. Es difícil cazar y difícil pescar. Los árboles son tan altos que es muy difícil llegar a sus frutos. La tierra es árida y es difícil de cultivar. El clima, caprichoso, no da tregua y dificulta la vida en general… Los Hacedores de Dificultad intentan constituir una República Independiente y Democrática en la que todos pueden decidir sobre las normas que regularan su convivencia en la isla pero, de momento, no han llegado a un acuerdo. Todos son dificultades.

A día de hoy, están juntos e incomunicados.Aislados.El grano ya no se puede hacer montaña.

Misión Cumplida.

Ha sido fácil…

 

 

 

 

Píldoras gastronómicas.

Lo sé. Hay una Regla Universal que reza :  “Con la comida, no se juega” pero …estas píldoras son para jugar con la comida. Por una vez, me salto la norma. Bon appétit!

Primero,  unos lápices de parmeggiano.  Para sacarles punta.

parmeggiano1

 

paemeggiano22

parmegianno3

Seguimos con una baguette con ganas de disfrazarse.

gnomo

Uno que coge un pepino ( o un calabacín) y hace un tiburón…

tiburón

Una preciosa bolsa de té, para darle un toque romántico al post. De la diseñadora rusa , Natalia Ponomareva

te0

Más amor : con paciencia y unas tijeras, coges el salami picante que le pones a las pizzas y recortas corazoncitos. Para las primeras etapas de la relación… ; -)

pizzaamor

Las fotos de Sarah Illenberger  : esto es “Jugar con la Comida”, ya en plan serio.

sandia-1

granada

Y finalmente, una campaña Solidaria que se hizo en supermercados de New York. La gente cogía, al entrar, una de estas bolsas que representa la figura de un estómago vacío. La llenaban con alimentos, llenando también ese estómago ficticio, donándolas a la ONG que lo organizó.

estomago2

estomago1

¿Empachados? Pues un poco de brócoli, irá bien…

broquil

Vamos a la cara oculta de la luna con patatas.

El pasado viernes, la Agencia Espacial China envió una sonda a la cara oculta de la luna. Se llama Chang’e 4, en honor a la Diosa China de la luna.

Siempre me ha llamado la atención el saber que hay una cara de la luna que nunca vemos.

La Luna tarda en rotar sobre sí misma lo mismo que su movimiento de traslación alrededor de la Tierra y siempre se nos muestra ese lado que me encanta fotografiar. Alguna vez he fantaseado con la idea de que, a salvo de las miradas curiosas de los terrícolas, en el otro lado, debajo de los cráteres, viven seres lunáticos encantadores que saben que es mejor esconderse de la humanidad.

Hasta 1959, no supimos como era. Una sonda soviética hizo las primeras fotos, pero nunca se ha alunizado allí, aunque se intentó, sin éxito, en 1962. Así que la sonda china, que teóricamente llegara allí, a finales de enero, podría ser la primera base de información sobre el firmamento ya que los instrumentos que se necesitan en astrofísica y cosmología no se verían afectados por la contaminación radioeléctrica de la tierra.

Además , la sonda Chang’e 4 lleva semillas de patatas  y diversas plantas plantas y gusanos de seda para ver como se desarrollan en esas condiciones…

Así que, si por casualidad hay selenitas que se creían a salvo de nuestra mirada indiscreta, que empiecen a pensar en un plan de salvación porque vamos hacia allí…Y con patatas…

Decir refranes es decir verdades…

Con Notegraphy , he creado estas Notes basadas en nuestro refranero .

Teóricamente, son dichos populares que van llenitos de sabiduria… Estos, por eso, los he versionado.

almohada

tiempo

vacaciones

pajaros

cerdomargarita

bestia

Acabo con un refrán que trata de las depedidas. Este Blog se va de vacaciones hasta el lunes : Puente de la Constitución, la Purísima, Fiesta Local … (Yupi!!!!)

adios

Adiós. adiós, adiós, adiós, adiós…

 

 

Palabras que no tenemos.

 

PrintAnjana Iyer’s “Found in Translation”

En casi todos los idiomas, hay palabras que no tienen traducción. Podemos entender su significado pero acudiendo a la ayuda de una frase aunque el idioma original, condense el significado en un solo vocablo. El idioma español tiene 100.000 palabras pero no las tiene para describir cosas como estas :

1) El sentimiento de enamoramiento instantáneo, la primera vez que ves a alguien (Koi No Yokan, japonés)

2) El quedarte en blanco al saludar a alguien o al presentar a alguien y no recordar el nombre.(Tartle,escocés)

3) Rascarse la cabeza en actitud pensativa Pana Po’o ( hawaiano)

3) Sentirse cómodo, en un lugar acogedor, rodeado de amigos Hyggelig (danés)

4) Pasar los dedos suavemente por el pelo cafune (portugués)

5) Estela/reflejo de la luna en el agua. mangata (sueco)…

6) Chiste tan malo y explicado tan mal que lo único que puedes hacer es reírte. Jayus( indonesio)

De la misma forma, “los otros” NO pueden traducir del español palabras como por ejemplo Friolero y Sobremesa. Alé!

sobremesa De Matpia