El pasado de la escalivada.

Cuando hacemos barbacoa, la escalivada es obligada. Esta es de pimientos rojos y berenjenas, pero, se pueden usar cebollas, tomates, calabacines… La verdura se asa, al rescoldo de la leña, lo que le confiere ese sabor especial que no se consigue con el horno. Está espectacular.

Estaba preparando los ingredientes, cuando al poner las berenjenas y los pimientos en un cuenco, he pensado en su futuro. Van a ser quemadas y peladas, y van a quedarse sin volumen y textura crujiente, y dejaran de ser verduras frescas para ser un plato tradicional de Cataluña, Comunidad Valenciana, Murcia y Aragón…

Me he dado cuenta de que, ese cuenco, contiene el pasado de la escalivada… Supongo que le gustará tener un recuerdo de esos tiempos de …juventud…

 

NB : Quedó buenísima…

Tengo un pimiento enamorado…

Primero, pensé que era un pimiento introvertido. Encerrado en sí mismo, recogido. Tímido…

pimiento1

Como suele pasar, las primeras impresiones no suelen ser las acertadas. Había que conocer más al pimiento. Podía ser el protagonista de la frase “Me importa un pimiento” sufriendo una involución. O un pimiento yogui, un asceta que sigue la filosofía del yoga…

pimiento2

Al final, he creído que el pimiento era un narcisista. Se había enamorado de sí mismo, pero… otra vez, he juzgado demasiado deprisa.

El pimiento vive una bonita historia de amor. No hay que pensar en el pimiento como un pimiento. Es una entidad con partes personalizadas e independientes: pedúnculo, cáliz, hombro, exocarpio, etc.

pim1

El pedúnculo y el ápice de este pimiento se han enamorado locamente.

Y se abrazan…

pimiento3

No seré yo la que se coma este amor…A ver quién es el que se atreve a decírselo al pedúnculo y al ápice…

Sigo con el orégano y un par de pimientos.

 

HUERTO2

En esta fase casi-veraniega del huerto y tras la última-y única-cosecha de tomates (las tomateras han pasado a mejor vida), me queda albahaca, en cantidades industriales (me recomiendan hacer pesto y congelar) , el orégano , pimientos y guindillas.

albahaca

Las guindillas están floreciendo pero…los pimientos. De nuevo, con un par, aparecen estos dos pimientos que espero que sean menos amargos que los del año pasado.

pimientos

El orégano está en flor y es el momento de recolectarlo y secarlo. Es lo próximo que voy a hacer.

oregano2

Mientras tanto, he recogido unas ramitas y las he puesto en agua… Para decorar la cocina. ; – )

oregano1

“La recolección debe realizarse por la mañana y las plantas recolectadas se deben poner a secar a la sombra, con temperaturas cálidas, pero no demasiado elevadas (30º) para ayudar a conservar los aceites esenciales de las mismas. Para ello se pueden colgar las plantas, con las cabezuelas para abajo.”

Se debe recoger con tiempo seco antes de que finalice la floración, pero sin precipitarnos pues el aceite esencial de la planta se incrementa hacia el final de la misma.”

De El Huerto 2.0

El extraño caso de las guindillas circulares…

guindillas1

Quien plante un huertecito urbano y se crea que todo es regar, se está equivocando mucho y, aviso, corre un riesgo… Hasta ahora, todo lo que he leído han sido sobre los beneficios de tener tus verduritas pero en mis ediciones anteriores, descubrí que los tomates son muy vengativos e invasivos, que las lechugas se ahogan en un vaso de agua, que las guindillas son eternas y que a la que te despistas, se te amotina el huerto entero y te declara la guerra…

riego1

Para las vacaciones, se nos ocurrió poner un sistema de riego y como ha funcionado muy bien, lo he dejado de forma permanente. Esta nueva situación hace que sólo vaya al huerto, a ver cómo va todo, pero no me dedique a regar y a entablar aquellas conversaciones con los tomates, con las flores de los guisantes o con la estevia espigada, que se venía arriba y arriba…

En una de mis visitas de control, el Grupo Capsicum ( pimientos y guindillas) me avisó de que si no volvía a salir a regar , tomaría represalias. No cedí a sus demandas y a los pocos días, la estevia apareció plagada de cochinilla y la tuve que sacar toda…Quedó un hueco que ya llenaré ( de rúcula, por ejemplo) pero …continué sin regar personalmente. Decidí no ceder al chantaje del pimiento…

huerto2

pimientos2

En el siguiente encuentro, los pimientos me dijeron que, consecuencia de mi indiferencia, iban a crecer como les diera la gana y no me los podría comer, por amargos. Además, si querían doblarse sobre sí mismos, lo harían. Las guindillas, los secundaron.

 

pimiento1

Ahora, me nacen pimientos doblados y guindillas circulares.

 

guindillas0

En el huerto, sólo quedan ellos y la albahaca y el perejil. De momento, no se han sumado a la campaña y me van creciendo rectitos pero ya me estoy planteando crear una Comisión de Negociación para abordar el tema del Grupo Capsicum ( se hacen llamar así). Ya me lo decía mi padre : Los conflictos se deben resolver con el diálogo.Aunque…mira que no me lo piense…

Las guindillas quedan hasta graciosas…

El huerto me sorprende con una cosecha inesperada.

Ya dábamos el huerto por “agotado” este verano, a excepción de las aromáticas.

Mención especial a la guindilla (último año que planto más de una mata, lo prometo) que sigue produciendo guindillas que , la verdad, pican como el demonio… Es lo que tiene la guindilla( y que yo voy reptiendo-incansablemente- en este blog Imperfecto.).

tomate0

 

Encontrame 17 tomates y un pimiento a la vuelta de las vacaciones , ha sido toda una sorpresa.

 

tomate1

 

tomate2

 

 

El huerto en agosto. Hay amor…

Una llega de estar unos días fuera de casa y el huerto se ha despendolado. También es verdad que se le ha sometido a una sequía imperdonable (eso significa que no voy a perdonar al encargado de regar en mi ausencia que NO ha regado).

Las tomateras ( que ya estaban en su fase final pero aún tenían tomatitos) están secas. Tristes, también, en la despedida.

h3

Unos se van y otros se vienen arriba. Es el caso del único pimiento ( the one) que hay en mi huerto. Está gordote y ya poniéndose rojo ( de la vergüenza que tiene de estar en ese mini huerto. Lo sé).

h4

Perejil, albahaca y aromáticas, han ido sobreviviendo como han podido. Las he encontrado muy estresadas…

Las guindillas… ¿Qué puedo decir de esa planta? Llueva o no, se riegue o no, haya huracanes, granizadas o el fin del mundo …Ella sigue produciendo guindillas.

h2

Y para acabar, ha sido desaparecer unos días y que se desarrollara un romance, en toda regla, en el huerto. Hay amor y mucho. Se nota…En el barrio bajo, ocupado por unas macetas, una planta de estevia y una planta guindillera han empezado un rollete.

h1

Es la estevia la que se ha lanzado. Claramente.

h5

 

Hasta las narices de las guindillas ( y la rúcula).

Confesión : Estamos hasta las narices de guindillas ( y de rúcula ).

Esa es la verdad. Tengo guindillas, en conserva y en aceite del año pasado.

Muchas guindillas.

Voy repartiendo guindillas en mi entorno: “Frititas con sal gorda, están buenísimas” les digo ,pero cada vez tengo menos adeptos. La guindilla cansa…

invasion

Lo de la rúcula también ha sido bestial. Es una planta invasora y, a la que te descuidas, has ruculizado medio jardín. La he puesto en las ensaladas, con burratta, en pizza…Tenemos cara de rúcula… Menos mal que ha florecido ( y amarga) y ahora sólo espero de ella, que evolucione y me de semillas para el año que viene en el que, seguro, sólo voy a plantar una mata en una maceta. Las guindillas, igual…

Se han salvado del guindillicidio y el ruculicidio porque la vegeticida ya no puede más… Venga a exterminar y ellas, venga a reproducirse… Ha sido por cansancio. Me han vencido.

rucula1

Hace un par de días, sanee el huerto sacando la rúcula (descanso) y trasplantándola a una maceta para el tema de semillas y en su lugar ahora hay estevia. En mi zumo ( ahora resulta que hago smoothies) de la mañana, pongo unas hojas de estevia en el batidor, directas del huerto. ; -)

El pimiento junior que, teóricamente, se tenía que poner bien rojo y hermoso, está en las últimas horas de su existencia…Tiene pudrición apical… El médico de pimientos me ha dicho que es por la retención excesiva de agua de riego. La humedad fluctuante del suelo altera la cantidad de calcio en el pimiento, provocando que almacene agua de manera inadecuada. Poca cosa puedo hacer…Lo tengo que exiliar a un parterre, para que allí muera y sea abono de otras plantas…Y, sí, lo he ahogado. Literalmente.

pimiento jr

pimiento vi

Los tomates son otro cantar. Nada apenados por la pudrición apical del pimiento junior, ellos van a su rollo. Madurando, sin importarles que aún sea un poco pronto, y poniéndose en riesgo de un tomaticidio inminente.

 

maceta

 

tomate1 De la albahaca y el perejil, nada que decir. No molestan, están ahí cuando necesito hacer pesto o una picadita y no necesitan demasiados cuidados extra.

Así que, entre manifestaciones masivas de guindillas y rúcula, el pimiento-al-que-le-quedan-horas, los tomates arriesgados ,la estevia novata y las aromáticas resignadas, va pasando el verano en el huerto porque, a lo tonto, ya estamos a primeros de julio…

Por cierto, ¿Alguien quiere guindillas?

 

NB : Aquí os dejo un link al Blog de Mama Alien , con una receta de Smoothie.

SMOOTHIE00

Me importa el pimiento…

Triste ( y breve ) historia de un pimiento.

Este post se lo dedico a la última baja de mi huerto… No quiero que piense ( allí dónde esté) que me importaba un pimiento.

De la flor blanca, emergió el pequeño pimiento… Eran sus primeros días en este planeta ( de los pocos que le tocaban vivir hasta que yo lo cosechara). Esta matita era de pimientos rojos dulces, así que la progresión se intuía emocionante.

Se llamaba, Pimiento Jr.

pimientojr2¿De ahí se podía obtener un bonito y gordito pimiento rojo? … ¿Cómo?…Nunca lo sabremos.

Cuando he salido a regar no veía un pimiento. Bueno, no veía al “pimiento”.Me he acercado un poco más y lo he encontrado caído, allí, en la tierra (especial abono ecológico para huertos urbanos).

minipimiento

Hay otros creciendo pero este…Este era el primer pimiento-rojo-dulce que se producía en este huerto y eso le daba un status especial… Es verdad, por eso, que ya hay otros pimientos probando suerte… Alguno veré rojo…

esperanza

En cambio, las guindillas  van a lo suyo. Nada las afecta. Ni siquiera el cuerpo presente del mini pimiento a escasos centímetros de sus matas. No tienen ningún escrúpulo y yo, tampoco. Este año, las recojo mucho más pronto tras comprobar en la Pasada Edición Huerteril que a más tiempo en la mata, más picantes.

p5

El aceite “Hot” que salió de las del año pasado, no hay quien lo pruebe sin ponerse rojo, gestualizar( muchísimo) y beber agua como si fuera la vida en ello. Yo ya advierto que es mejor tomar leche para acabar con el picor, pero nadie me hace caso. Apetecer (leche después de una guindilla!), ya sé que no apetece pero, oye, es un remedio…

Ya hay un par que  han escapado de mi sagaz vigilancia  y se me han ido a la talla “guindillazo” y no sé si picaran pero, de momento, las más pequeñas , doraditas en aceite de oliva virgen , escurridas y salpicadas de Sal Maldon, están tiernas, dulces y buenísimas…

inmemoriamEn la próxima tapita de guindillas ( mi huerto sólo da para “tapitas” ; – ), pienso freír al pobre mini-pimiento . Como señal de respeto.

In Pimiento Memoriam…