Ya estoy de #NaNoWriMo…

crest-05e1a637392425b4d5225780797e5a76

Ya me estoy sometiendo a la presión de escribir 50.000 palabras durante el mes de noviembre: un proyecto de novela o una novela con todas las palabras…Ahí vamos…

De momento, la auto-imposición del reto y la auto-presión funcionan. Es curioso como todo está en modo “auto” …

La idea de este año surgió a partir de un comentario en este Blog. No iba a participar por no tener ni idea de la idea… Y, de repente, apareció… También, “auto”.

Mi proyecto se titula “La increíble historia de un escritor sin historias” y se está convirtiendo en un serio homenaje a Stephen King.

Y lo mejor del Nano de este año es que me lo estoy pasando en grande con este pobre escritor protagonista….

Empieza así:

 

PORTADA

The scariest moment is always just before you start.

Stephen King.

Introducción

Se lo acaban de llevar.

Me han hecho salir de la habitación, pero lo he observado todo desde la salita común. Tras el médico, las enfermeras y el forense han entrado el camillero y el equipo de limpieza. En pocos minutos, la habitación ha quedado lista para ser ocupada por otro paciente. Hay lista de espera para entrar en La Residencia…

Habitaciones que parecen de un hotel de lujo, vistas insuperables, sala de cine, gimnasio, biblioteca, un mini-casino, restaurante con Chef francés…Si no fuera por los médicos y las enfermeras, por el instrumental y la maquinaria médica, nadie diría que es un lugar dónde se viene a morir.

Echaré de menos a James…

 

 

 

 

 

 

Cita literaria.

Pero no “cita” como sinónimo de “frase”. No, cita de la de agenda. Con su fecha y duración determinada…

nanowrimo

Cuando empecé con este Blog, lo hice porque quería escribir. El objetivo era contar historias. Ficción. Escritura de ocio… Y es que escribir me provoca una gran satisfacción. Me proporciona ese tipo de “momento pleno” con el que cuesta tanto coincidir.

“Escribir es la soledad máxima y, por contra, la compañía global. Tú y tus personajes. Es la libertad” (Jordi Sierra i Fabra).

Además, la posibilidad de que alguien me leyera ( que no fueran los pobres damnificados de mi entorno) añadía una dosis muy grande- enorme!!- de gratificación.

He escrito con cierta regularidad. En la cabecera de este Blog, esta toda mi producción literaria…Desde la remasterización de “La Asesina del Pollo” he escrito algún relato, algún micro pero…nada contundente. No encuentro la historia y ella tampoco me encuentra a mí… Y quiero toparme con una idea, darme de bruces , cazarla al vuelo, porque tengo ganas de sentir, de nuevo, eso que me pasa cuando escribo por qué sí.

“Cada vez que me veo en apuros entro en contacto con las historias, la fantasía. Y soy feliz” (Orhan Pamuk).

Como quien no quiere la cosa, ya se acerca de nuevo el NaNoWriMo. Un mes para escribir una novela de 50.000 palabras. Lo conseguí en el 2012 con “Te voy a llevar al huerto”, no participé en el 2013 y llegué a casi 30.000 palabras con” Incipit” el año pasado. Ambas experiencias fueron muy interesantes , la verdad. Me lo pasé en grande.

n1

En esta Edición 2015 estoy en estado de No sabe/No contesta muy a mi pesar. Me encantaría que una trama se colara por mi ventana pero, de momento, por aquí no ha pasado nadie…

snoopy

“Déjate llevar por el niño que fuiste” (José Saramago).

NB : Al final, la cita literaria iba plagada de citas literarias…

“Íncipits”.

Una de las cosas que más me gusta (del mundo mundial) es escribir. Lo elijo a pintar, hacer DIY’s o fotografías a la luna. Es lo más.

Soy una aficionada a mi afición que va a impulsos ( no hay manera de organizarme !) . Son como brotes…Aparece una idea y ya no puedo estar en paz hasta que la desarrollo y la escribo. Para eso me sirve el NaNoWriMo. Me marca el calendario del “brote” ( y este me lo provoco voluntariamente) y me permite canalizar el impulso. Durante el mes de noviembre, escribo. Ya es una pauta… ; -)

De este brote literario 2014, ha aparecido “Íncipits”.

incpitfotoshop3

“Íncipits” es muy típica. Va de un asesino muy loco y un poli , a punto de jubilarse… Una novela corta de 88 páginas de nada. Un thriller. Un duelo. Libros y Bibliotecas.Un tipo de trama y de estilo al que nunca había metido mano ( a excepción de “La Asesina del Pollo”).

incipitsbiblio

Mis lectores de prueba ( agradezco, de corazón, las indicaciones,comentarios y el haber aceptado ser sometidos a su lectura) me han autorizado a publicarla. Y a mí, ya me quema en las manos. Es el momento de colgarla en el blog . Otro gran momento… ¡Qué nervios!

Para el que quiera, le apetezca o… se atreva…

Descarga en PDF

INCIPITS

 

 

Gracias!

Actualización : Y con una “Crítica” -buenísima- de Dess, de Dessjuest (El blog más prescindible de la red) Lo dice él, ojo. ; – )

 

Safe Creative /Registro : 1412092729087

 

Casi-Winner: NaNoWriMo 2014

NaNocasi

No he llegado.

Me he quedado en 29.960 palabras en 83 páginas…

Me apunté al NaNoWriMo 2012 y conseguí llegar a las 50.000 palabras. Fui una NaNoWriMo Winner. Admito que ese momento de la palabra final , casi a punto de cruzar la meta, fue una sensación inexplicable. Excelente.

En esta Edición del 2014, me he quedado en un “casi”. Soy “casi” winner pero …soy NaNoWriMo…. Si la cosa era escribir una novela en un mes, eso es lo que he hecho. La Novela Corta se considera a partir de las 15.000 palabras y hasta las 80.000, así que puedo afirmar que mis palabras conforman una novela. Corta, sí. Bastante corta, vale pero… novela.

El Nano me ha permitido fabricarla. Sin ese reto, “Íncipits” no existiría y sólo por eso, ya me siento muy satisfecha. Es cierto, como dicen los wrimos, que este mes sirve para producir a destajo y que después, en los meses posteriores editas, modificas, corriges y amplias. Ahí emerge la verdadera novela. La grande.

Lo que ocurre es que yo tengo incontinencia literaria y mucha impaciencia y una vez he cerrado la historia, hay algo que no me permite meterle mano a posteriori. Hay corrección ortográfica, sintáctica e incluso semántica. Se arreglan algunos detalles que cantan en la trama ( el símil: cuando en una peli de romanos, ves a un tío con un reloj de pulsera)pero…poco más. Es como que la novela (corta) se auto protege para que ya no pueda intervenir …Deja de ser mía.

Al margen de mi “casi-pero-no” y de mi “ menos-de-50.000-palabras” , el NaNoWriMo es una experiencia fantástica. La simple idea de estar un mes , pensando en tu proyecto literario, ya pone tu mente en la senda. Igual escribes tu gran novela en enero, durante seis meses o el NaNo que viene pero…ya ha aparecido el escritor que llevas dentro, haciéndose notar durante un mes, para que te enteres que está ahí… Siempre.

Felicidades a todos los NaNoWriMo Winners de este año.

Y a los no-Winners, también…

 

incipit baja

NB : “Íncipits” está siendo sometida a “Prueba de Lectura” por dos voluntarios, coaccionados y amenazados, que me darán una opinión imparcial para decidir si es publicable… ; – )

Escribir un thriller.

“Thriller” es una palabra muy grande para esto mío , pero si le tengo que poner una etiqueta sería esa. Con todo el respeto por el Thriller, que él no tiene la culpa.

Hasta ahora, los que he escrito se enmarca en un género amable, divertido, romántico incluso sarcástico en el que me siento muy confortable escribiendo. “La Asesina del Pollo” es lo más cerca de un Thriller que he estado nunca pero aun siendo la historia de una psicópata, tenía un tono ligero…

snoopy

Empiezo con el NaNoWriMo ’14 y me da por escribir un Thriller pero un poco más serio que La pobre Asesina del Pollo. Intento hacerlo bien y crear un esquema, pero al final me he dejado llevar por en un ejercicio de literatura creativa ( que es sentarme a escribir y que vaya saliendo) y la novela de 50.000 palabras se ha convertido en un duelo psicológico entre dos personajes que he acabado con 30.000 ( palabras).

Para llegar a las 50.000 que se fijan como objetivo los wrimos, puedo ir a ampliaciones descriptivas de los escenarios en los que se desarrolla esta batalla típica de “Poli Vulgaris vs Psicópata Listo” pero lo que es la esencia ya está escrita y finalizada. Y tengo un problema: me gusta mucho así. Con sus 80 paginitas. Tengo la sensación que si pongo mucho más, se va a desvirtuar lo que ha salido de ahí…

Escribir en versión psicópata, me ha costado mucho. Me he sentido rara planificando los crímenes…También cuando el personaje del Inspector de Policía, me ha dominado y se ha hecho con su papel y me ha obligado a escribir con un rosario de tacos y palabras malsonantes. “Hijo de puta” , por ejemplo, me cuesta mucho de escribir pero… salía de su boca. También es verdad que este poli es el famoso inspector Eusebio Flórez ( Sí, sé que es mejor llamarlo Flanagan pero ya está registrado) que aparece en “La Asesina del Pollo” y ya tenía una idea preconcebida del estilo… Y no lo he modificado. Me parece que tiene que ser así.

Lo que sí que ha sido fascinante, es “armar” la historia, con sus detalles y sus pistas, para que no os podáis imaginar cual va a ser el final. O por lo menos, creérmelo…

Le voy a dedicar una lectura pausada y la correspondiente edición ( que suele ser rápida) para ver si me he dejado llevar por la emoción o la historia es lo consistente que creo que es. De forma simultánea, me voy a leer el libro de André JuteEscribir un Thriller(es empezar la casa por el tejado, lo sé, pero ha venido así) a ver cómo lo he hecho…

“Íncipit, el thriller incipiente “es la historia de un asesino múltiple que siembra el terror en Barcelona. Su firma es una nota con un íncipit ( inicio de un texto) de una obra literaria famosa que deja en las Bibliotecas de la ciudad. Se le conoce como El Asesino del íncipit pero él prefiere que lo llamen Ismael…

biblioteca

 Llamadme Ismael. Hace unos años -no importa cuánto hace exactamente-, teniendo poco o ningún dinero en el bolsillo, y nada en particular que me interesara en tierra, pensé que me iría a navegar un poco por ahí, para ver la parte acuática del mundo. Es un modo que tengo de echar fuera la melancolía y arreglar la circulación. Cada vez que me sorprendo poniendo una boca triste; cada vez que en mi alma hay un nuevo noviembre húmedo y lloviznoso; cada vez que me encuentro parándome sin querer ante las tiendas de ataúdes; y, especialmente, cada vez que la hipocondría me domina de tal modo que hace falta un recio principio moral para impedirme salir a la calle con toda deliberación a derribar metódicamente el sombrero a los transeúntes, entonces, entiendo que es más que hora de hacerme a la mar tan pronto como pueda. Es mi sustituto de la pistola y la bala.

Moby Dick, Herman Melville