Anécdota del día.

moto

El hombre de las piernas cortas/ O de la moto grande

Voy a parar en un cruce. Hay que atravesar una carretera de dos sentidos. Delante de mí, una moto japonesa. Veo la espalda del tipo que la conduce y observo que es gordito. Lo pienso.

La moto se para y yo, detrás. Veo que dos piernas , cortitas, descienden a ambos lados de la moto. Son muy cortitas. Lo pienso. No llegan al suelo…Y estoy pensándolo, cuando veo que el hombre y su moto, se inclinan para uno de los lados y una de las piernas parece aposentarse, pero inesperadamente, se mueve hacia el otro lado, la pierna a la que le toca hacer de “caballete”, toca suelo pero algo falla …

Lo veo todo como a cámara lenta. Ha ocurrido muy despacio. Lentamente, el cuerpo vence hacia un lado, el hombre se cae al suelo y la moto, de una forma poco estridente, cae encima de la pierna.

Al principio, cuando he detectado la escasa longitud de piernas para el volumen de la moto, me ha entrado una risilla, de esas tontas…Se me ha parado de golpe, cuando he salido a ayudar…pero no antes…

En plan “peli de acción” , he salido del coche y me he acercado al tipo que me ha confirmado que estaba bien, menos por el dolor del peso de la moto en la pierna. La he intentado mover sin éxito pero enseguida ha llegado a la escena del crimen , un chico joven que se ha ocupado de levantarla del suelo ( con extrema facilidad). El hombre, que parecía sólo dolorido, se ha sentado en el arcén. Hemos llamado a los Mossos, , que han aparecido muy deprisa aunque yo ya lo he visto de lejos, porque , en todo este trance el tercer, cuarto y quinto coche que esperaban en fila india para cruzar la carretera, han empezado a hacer sonar el claxon…

Moralejas :

1) Si no llegas al suelo, no cojas la moto. ( No se lo he dicho porque me ha dado penica….)

2 ) Juventud, divino tesoro.

Y,  3) Paciencia ( todo es susceptible de pasarte a ti…)

Al llegar a casa y explicar el suceso, no he podido evitar reírme al evocar el momento ( a cámara lenta) de la caída al suelo. Yo quería darme aires de : “ Y he ayudado en la emergencia” pero no podía dejar de reír al visualizar las piernas cortitas y ese momento en el que se ha deslizado hacia el suelo. ¿Cómo puedo ser tan cruel?

He encontrado una explicación neurológica de este comportamiento y ya estoy más tranquila. Mala, mala no soy.

punset_neuronas

El psiquiatra William F. Fry , de la Universidad de Stanford  ha publicado una teoría en la Revista Scientific American

.Para reírse de una caída, esta tiene que cumplir ciertos requisitos:

  1. Tiene que estar dentro de contexto. La caída se tiene que producir en un contexto no-dramático, es decir, que no produzca daños de consecuencias nefastas para la persona que se cae.
  2. La otra característica es que tiene que ser inesperada o improbable.

Con estos requisitos, previos, la teoría del Doctor Fry dice de que, cuando nos tropezamos, ciertas neuronas en nuestro cerebro “disparan” un impulso para permitirnos reaccionar a tiempo y no caer. Cuando vemos caer a otra persona, algunas de estas neuronas que “dispararían” si fuésemos nosotros los que caemos, se activan igual, generando un “impulso fantasma”. Esta excitación neuronal provocaría las “cosquillas” al cerebro, causando la risa.

Total, el señor de la moto con las piernas cortas ( o moto grande)-que espero que esté bien-, me ha excitado neuronalmente y me ha producido “cosquillas” en el cerebro. Supongo que he detectado  por lo suave de la caída y la postura que no se había hecho mucho daño y, claro, lo que ha ocurrido ha sido inesperado…¡Quien me iba a decir a mí, que no llegaba al suelo!

Sigo con las cosquillas cuando me acuerdo…

Más que una Vespa…

 

vespad

Nunca pensé que escribiría sobre una moto… Siempre he tenido una moto ( pequeñita,  para moverme por la ciudad).En la actualidad mi moto es una Aprilia Scarabeo pero, confieso que la cojo muy, muy, esporádicamente. Más en verano pero, aun así, la moto y yo nos vemos poquito… Es como, si de repente, me hubiese atacado un Síndrome de Inseguridad Vial y no me siento tan cómoda como antaño.

vespa_knight_rider

Claro que ese “antaño” tiene su máximo apogeo en mi juventud y la moto que surcaba las calles de Barcelona , conmigo encima ( si no, sería muy raro) era una Vespa. Una preciosa Vespa , con faro Mortadelo ( redondito) de un intenso color amarillo . También recuerdo que , al poco tiempo, se pusieron de moda los faros tipo “Primavera” ( que eran cuadraditos) y mi moto cambió de aspecto… Es curioso como ahora, pasados veinticinco años la Vespa ha sido restaurada y para ello, hemos vuelto al faro original, al redondo. Es un claro ejemplo de ese efecto péndulo de las modas…

Vespa Scooter Ad concept

Tras años de mucho trasiego , la Vespa quedó semi-abandonada en el garaje de casa. Se fue oxidando y haciéndose vieja, como nosotros y ,mientras, le éramos infieles con motos que se encendían con un botoncito y funcionaban con más finura…Llegó ese momento de limpieza- de- trastos-del-garaje y nos encontramos con el “Dilema Vespa”. ¿Qué hacer con aquel…hierro? …Atrás quedaban las excursiones a la playa, las fiestas de la facultad, las locas noches de verano…Recuerdos muy agradables y de los que te cuelgan la sonrisa tonta en la cara pero… la moto estaba llena de ellos y, a la vez, estaba hecha polvo…Mi hermano, al que le encantan las  motos antiguas (y que obvió mi comentario de que la Vespa no era “antigua” era “vieja”),   decidió restaurarla (no él pero si esos amigos que tiene por todas partes…)y en eso quedó la cosa…(Traducción: Llévatela de mi garaje y haz lo que quieras con ella. Sé que  suena traidor…)

vespa_pope

Ayer, me llama para enseñarme “Mi Vespa”. Antes de que llegara al timbre de la puerta, he reconocido -a unas calles de distancia- el inconfundible sonido de “Mi Vespa”. ¡Sonaba igual que antaño! ¡Ese “antaño” fabuloso! Ese ruido de motor de 125 cc , me ha puesto contenta. Curioso… Ahora, es roja pero…es ella. No he podido evitar, volver a dar la patadita de encendido y oír esa “canción” de nuevo. Cambiar las marchas y apretar el freno de pie…En esa vueltecita que he dado por mi calle, he sentido  un aluvión de recuerdos que me ha hecho sonreír. En ese momento, iba subida en algo más que una moto…

nosolovespa

NB : Aun así y ahora que nadie me oye, confieso que  con lo bonita que está y el buen rollo que me da, no sé si cambiaría mi encendido electrónico de la Scarabeo, por ese mundo de la palanca y el embrague…Yo creo que es la edad que me ha vuelto comodona…

NB2 :

papa-noel-vespa_thumb_l

Los pingüinos 2010, o no.

A Los Pingüinos también les está afectando el cambio climático… Una cosa era participar en la concentración motorista internacional ( e invernal) más numerosa del mundo, otra es tener que darte la vuelta , porque las carreteras están bloqueadas por la nieve y el viento… Por segundo año consecutivo, los moteros de mi entorno que , cada edición se preparan para este aventura , tienen problemas con el temporal. Esta vez, el trayecto Barcelona-Valladolid ( ciudad anfitriona pingüinera), se ha acabado a unos 80 kilómetros de la ciudad de Barcelona. En estos momentos, están dando la vuelta y volviendo a casa…

Esperarán una mejoría ( rezarán, suplicarán e invocarán a todos los Dioses de la Naturaleza) para intentar rascar algo del fin de semana, pero tal como están las cosas , la travesía tiene toda la pinta de que va a ser anulada.

Todo el año “haciendo hucha”, preparándose para el evento y disfrutando sólo al pensar en los kilómetros y la moto , se pierden en este instante… Y les va a causar un disgusto del tamaño de una moto de gran cilindrada, porque estos que van ,”lo sienten”.

Yo pertenezco a ese grupo de seres humanos que respetan pero NO comprenden ( y será porque no lo sienten) este tipo de actividades. ¿Qué gracia tiene conducir una moto, miles de kilómetros, pasando un frío de la leche y con impedimentos metereológicos ? ¿Y qué gracia tiene hacer eso pero… de paquete? Y ellos, te responden que Sí, que es la leche. Qué les encanta conducir. Qué lo sienten.

Supongo que nunca me sentiré cercana a ninguna actividad que suponga un peligro físico : no escalaré el Himalaya, no me haré torera, no seré corredor  coches o motos ( ni me iré a Los Pingüinos para ponerme a prueba en lo de saber controlar la moto en carreteras heladas, ni al Paris -Dakar a perderme -para siempre-en una duna)…Igual me parte un rayo, cruzando una calle o buscando setas pero… mi faceta de cobarde respecto a este tipo de retos es la que sale victoriosa.

Mi incapacidad para coger una moto y pasármelo bien conduciendo hacia Valladolid no ha mermado mi empatía. Sé que los moteros que hoy se iban , de madrugada, hacia carreteras bloqueadas y cerradas, tenían esa dulce sensación de la expectativa ante algo que te apetece , que te gusta…que anhelas. Por fin había llegado el día X , se habían enfundado sus calzoncillos térmicos y esperaban ser Pingüinos,  un año más…Me sabe mal aunque …respiro aliviada , al saber que estarán a salvo del temporal, en casita…

Tal vez sería el momento de plantearse si hay otro “momento invernal” más adecuado para la Concentración de los Pingüinos. Es una petición oficial a la Organización que hago en nombre de esos moteros míos . Los que están volviendo ( si las carreteras se abren) a casa, en estos mismos momentos…Esos que lo sienten.

Se siente, de verdad.

N.B: … pero ¿A quien se le ocurre salir a la carretera con media España bloqueada por el temporal de nieve, ehhhh???….

Web Oficial de “Los Pingüinos “.