A la tercera va…

No sé qué va…

No es “la vencida” porque eso significaría que, al fin, consigo el objetivo deseado pero, no sé si en este caso se va a poder aplicar el dicho.

Es la tercera vez que me encuentro con un raya-coches-con-llave. La primera vez, el coche estaba nuevecito … Me fastidió enormemente. Tanto que si me lo/los/la/las llegó a encontrar no sé qué hubiese hecho. Era una versión femenina del Terrible Hulk , sedienta de venganza. Me costó acostumbrarme a la raya…

nic3braya-coches00

La segunda fue menos dolorosa y más pequeña y la pude disimular un poco con esos productos que prometen que las hacen desaparecer…. (No, no desparecen. Ahí se quedan, pero en tono mate.)

Hace poco tuve un percance (otro ser impresentable que me hizo un cruce fitipaldi en una rotonda) con resultado de chapa y pintura para el pobre coche. Total, que las rayas, esta vez sí que desaparecieron… El coche, brillante y pulido, volvía a estar sin ninguna cicatriz.

Hasta hoy.

De un lado a otro. Con saña. Un arañazo blanco y profundo en el fondo negro brillante del coche…

Y brillaba el sol y la raya me susurraba: He vuelto…

hulk1

Por cierto, ¿Alguien sabe si se puede lanzar una maldición desde un blog?…

2 pensamientos en “A la tercera va…

    • Mira lo que te digo : lo voy a investigar y no te digo que no me electrifique el coche.
      Tengo una sed de venganza brutal!!!!!!
      Gracias por la idea ; – )
      Saludos, Suzne

Puedes leer, puedes escribir , puedes hacer lo que quieras...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s