El buen despertar.

relojsonriente

De momento y , como primera cosa positiva del día, alégrate de estar despierto.

Tiene algo de mágico eso de abrir los ojos cada día,  y ver que el mundo sigue donde lo dejaste ayer. Habrá un día en que no te despertarás y entonces, entenderás ( supongo!) lo perfecto y maravilloso que es hacerlo día tras día.

Parece fácil pero tiene su mérito…Como te decía, sonríe pues estás despierto, vivito y coleando y con un día por delante. Desperézate lentamente y disponte a disfrutar del cappuccino ( café con leche, café, té…) de la mañana.

Una ojeada al periódico y la voz del señor de la tele que te dice que la Ronda está colapsada te situarán en este universo.Cuando lo tengas todo un poquito más claro , estarás preparado para la ducha matinal. Esa que, a veces no apetece pero que te recompensa con un despertar total y bueno.

Ya limpito y perfumado y con tus neuronas funcionando, debes elegir la ropa del día. Mejor si lo haces bien y te sientes cómodo. Una vez equipado y alimentado, ya estás preparado para vivir. Y, de paso, para sentirte agradecido  por la vida que vives, que con sus cosas ( las buenas y las jodidas) no deja de ser una buena vida.Creerse esto es fundamental para que el día sea especial.

Por todo o por nada.

O por algo.Pero ahí estás, con los ojos abiertos , dispuesto a no perderte nada.

Practica con regularidad el “buen despertar”: no dejes de felicitarte ni un día por haber abierto los ojos, por tomarte ese café, por la ducha, por el día que empiezas y vas a caminar…

Y si el día que viene es complicado, piensa que en algún momento volverás aquí , te sacarás la ropa del día y el día habrá pasado. Lo dejarás atrás y, de nuevo, dormirás. Y como por arte de magia, al día siguiente , abrirás los ojos y te darás cuenta que sigues aquí, que es un nuevo día.

Estarás preparado para disfrutarlo, de nuevo y si se deja.

Estas aquí y ahora y este día te pertenece. No la cagues.

El mundo es tuyo. ¿De quién si no?

lues

10 pensamientos en “El buen despertar.

  1. Y aunque te moleste dar las gracias al perro por venir a husmearte y a los gatos por esperarte. Eres importante. Siempre.
    Gracias, esa reflexión es para recordarla cada mañana. Sin ti el mundo, sencillamente, no existe.

    • Le decía a María del Mar que, por un fallo de serie de la especie, estamos programados para olvidar el privilegio de despertar cada mañana…A ver si nos lo arreglan.;-)
      Besos, Efw

Puedes leer, puedes escribir , puedes hacer lo que quieras...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s